Actual

Gobierno de México solicita extradición de Emilio Lozoya

emilio lozoya pemex.jpg

El gobierno de México solicitó a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores la extradición de Emilio Lozoya, exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex). 

Al extitular de Pemex se le acusa por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, cohecho y asociación delictuosa. Existen dos órdenes de aprehensión contra Lozoya, donde se le relacionó por las investigaciones de Agro Nitrogenados y Oderbrecht.

La solicitud de extradición deberá ser enviada por el gobierno español a la Audiencia Nacional Española quienes determinarán la situación legal de Lozoya. 


"La Embajada de México saluda atentamente al Honorable Ministerio de Asuntos exteriores, Unión Europea y de Cooperación - Dirección General de Españoles en el Exterior y de Asuntos Consulares - en ocasión de presentar ante el Gobierno del Reino de España la Petición Formal con fines de Extradición", se puede leer en la solicitud formal.

 ¿Por qué buscaban a Emilio Lozoya?

El exfuncionario está acusado de lavado de dinero, cohecho y fraude tras una investigación iniciada por la propia Fiscalía durante 2019. Gertz Manero aseguró que ya se iniciaron los procedimientos para su extradición.

El pasado noviembre, Gilda Margarita Austin y Solís, madre de quien fue responsable del área de Asuntos Internacionales en la campaña del expresidente Enrique Peña Nieto (2012-2018), también recibió cargos por lavado de dinero y asociación delictuosa.

Los recursos correspondientes, cerca de 390 mil dólares, fueron depositados en una cuenta bancaria de Austin y Solis desde otra cuenta. Presuntamente corresponden a un soborno de la constructora brasileña Odebrecht.

​En declaraciones juramentadas, tres ejecutivos de Odebrecht aseguraron que quien fuera director de Pemex entre 2012 y 2016 recibió 10 millones de dólares para asignarle contratos a esa firma. Hasta mediadios de 2019 no se habían presentado ante las autoridades correspondientes ninguna prueba documental.

La Secretaría de la Función Pública, por su parte, inhabilitó a Lozoya Austin por 10 años para ocupar cualquier puesto en la administración pública, luego de determinar que había mentido en su declaración patrimonial. El ex funcionario público escondió una cuenta bancaria con varios saldos por cientos de miles de pesos.

Días más tarde fue girada una orden de aprehensión internacional en su contra, luego de que congelaran sus cuentas bancarias por la Unidad de Inteligencia Financiera. Se decía que su paradero estaba en Alemania, pero no se confirmó la noticia.

conoce-la-historia-del-dinero.jpg

Negocios desalientan el uso de dinero en efectivo por coronavirus

Artículo anterior
dronchina1.jpg

China aplica tecnologías de punta en su lucha contra Covid-19

Siguiente Artículo